No nos damos cuenta del poder que tienen las palabras… es importante tener cuidado no solo como se dicen las cosas sino también lo que se dice, sobretodo cuando se trata de tus propios hijos. En muchas ocasiones podemos darnos cuenta de habernos equivocado solo viendo la cara de disgusto que se les queda… pero en otras ocasiones, ni siquiera ellos mismos son capaces de reconocer el daño que les puede causar emocionalmente en un futuro.

frases que jamás deberás decir a tus hijos

Si aprendemos a hablar correctamente y evitar ciertas frases seguramente se pueda mejorar la relación con los hijos y crear una atmosfera feliz y relajada para vivir todos juntos bajo el mismo techo.

10 frases que jamás deberás decir a tus hijos

1. ¡Eres tonto!

Aunque algunas personas lo tienen muy interiorizado y les parece algo normal en sus familias, decirle tonto a tu hijo no deja de ser un insulto, una falta de respecto y como tal, le aporta consecuencias muy negativas en su comportamiento y en su autoestima. Que un padre o madre te diga que eres tonto constantemente solo hace que romper el amor que puede tener un niño por si mismo, además de estropear la unión entre padre e hijo.

2. ¿A quien quieres más a mama o papa?

Mama y papa son sus dos puntos de referencia, sus pilares y esta forma de hacerle elegir entre uno u otro le puede llevar a sentirse mal ante la dificultad de tener que elegir. Se aplica también a otras variables con los abuelos, las tías, los hermanos…

3. Ya no te quiero

Tipica frase que se utiliza jugando y «de broma», pero recordemos que los niños no entienden lo que es broma y lo que no…por lo que un «ya no te quiero» lo cogen literalmente como se dice. Sobretodo sentirá el rechazo y conllevará que el niño se encierre cada vez más en si mismo.

4. Si no me das un beso, lloro…

Esta es aplicable a cualquier acción, si no haces, si no comes, si no vienes… Al fin y al cabo estamos intentando alimentar una necesidad nuestra haciendo sentir en culpa al niño. No es su culpa si no le apetece hacer lo que le pedimos en ese momento, le debemos dar la posibilidad de elegir lo que le apetece o lo que no, sino le crearemos un sentimiento de culpabilidad que se llevará hasta su edad adulta.

5. Me tienes harta

Por muy cansados que estemos y por mucha paciencia que nos falte, hemos de vigilar como demostramos nuestras frustraciones y enfados con los hijos, podemos estar cansados pero no debemos pagarlo con ellos. En su cabecita piensan, ¿si no me aguanta más mi madre/padre, entonces quien lo hará? y poco a poco este tipo de frases estropean su autoestima.

6. No llores

Creo que esta frase la utilizamos todos los padres sin darnos cuenta, es una forma de calmar a los niños cuando están enfadados o tristes por el motivo que sea. Pero con esta frase lo unico que estamos pidiendo es que nuestro hijo no exprese lo que siente en ese momento, debemos recordar que el lloro es una forma de expresión y comunicación para ellos, aun no saben ponerle palabras y emociones alas cosas por lo que utilizan el lloro. si le pedimos que no llore es como si les dijéramos no me cuentes tus emociones.

7. Cuando yo era pequeño hacía…

No nos comparemos con ellos, las comparaciones no son nada constructivas, más bien destructivas. Y compararlos con nosotros mismos es una forma de pedirles que sean como nosotros, los padres. Los tiempos han cambiado y cada niño es un mundo, así que dejemos que pase el tiempo para conseguir sus propios éxitos.

8. Ya verás cuando venga tu padre/madre

Las amenazas son del todo destructivas, y a largo tiempo dejaran de funcionar… sobretodo cuando el niño verá que no tiene ningún tipo de consecuencia. Y segundo, dejamos a uno de los padres como el autoritario por encima del otro, por lo que si queremos que nuestros hijos tengan poder sobre si mismos, debemos enseñarles que nosotros lo tenemos también sobre nosotros mismos, sin necesidad de esperar al padre/madre autoritario.

9. ¡Cállate!

Esta es otra frase que parece de lo más inocente pero estamos faltando el respecto del niño. Te pongo un ejemplo ¿Le dirías nunca a tu jefe en medio de una reunión… «Cállate!»? No verdad? ¿por que? Por que le faltarías el respecto… pues no lo hagas con tu hijo. Si estas en medio de una conversación y necesitas tiempo pídeselo bien, poco a poco crecerá y lo entenderá. Si es por otros motivos, cierra los ojos cuenta hasta diez y escucha lo que necesita decirte tu hijo, puede que para ti no tenga importancia pero si lo tenga para él.

10. Si no haces esto, no me quieres…

Aquí entramos en un chantaje emocional infantil muy común. Muchos padres, madres, abuelos o tíos utilizan este recurso para que sus hijos/nietos/sobrinos hagan lo que ellos quieren. ¿Pero es eso justo para el niño? No lo es, le estamos enseñando que por amor debe hacerlo todo, y aunque es cierto que por amor lo que sea, debe ser de corazón no impuesto. Así que si queires obtener el amor de tu hijo deja que sea de forma natural y sin pedírselo mediante estos chantajes.

¿Quieres contactar con algunos especialistas?

¿Necesitas ayuda? ¿Sabes que debes cambiar tu forma de educar pero no sabes por donde empezar? En nuestro directorio puedes conocer algunos servicios de educación y cursos para padres que te ayudaran a resolver dudas y a guiarte mejor en la educación de tus hijos.

¿Te ha gustado este post?

Compártelo en las diferentes redes sociales clicando más abajo, también puedes inscribirte en nuestra newsletter para recibir más novedades como este post además de descuentos y tiendas nuevas de nuestro directorio.

banner subscriptores

¿Qué estás buscando?

DESCARGA TU GUÍA DE 0 A 14 AÑOS GRATIS

Únete a HelloPapis y consigue GRATIS esta guía de crecimiento por edades además de muchos descuentos y promociones exclusivas
Únete a HelloPapis y consigue GRATIS esta guía de crecimiento por edades además de muchos descuentos y promociones exclusivas

Los más Populares de Hellopapis